¿Qué es un tecnígrafo para dibujo técnico?

El tecnígrafo es una herramienta auxiliar de dibujo técnico. Tiene el aspecto de una escuadra convencional pero está montado sobre un goniómetro rotatorio que permite el desplazamiento angular del mismo. Se utiliza junto con el tablero de dibujo para desplazarse por la lámina de dibujo con total libertad. El tecnígrafo permite trazar líneas con cualquier ángulo de inclinación.

A continuación se muestra un tecnígrafo de la marca rOtring:

Tecnígrafo con goniómetro

Aunque el tecnígrafo apenas se utiliza desde la llegada del software CAD (diseño asistido por ordenador) ha sido una herramienta clave en las oficinas técnicas de las empresas de ingeniería y arquitectura. Sin el tecnígrafo el trazado de ciertas líneas requiere un gran número de operaciones auxiliares.

En algunos tableros de dibujo modernos el tecnígrafo puede desplazarse sobre el paralex y bloquearse en una posición determinada. Para el desplazamiento vertical hay que recurrir al movimiento del propio paralex sobre las guías del tablero.

¿Qué tecnígrafo comprar?

En la mayoría de las ocasiones cuando se compra un tecnígrafo para un tablero de dibujo hay que hacerlo de la misma marca que el tablero. De lo contrario es poco probable que podamos encajarlo ya que cada marca utiliza un tipo de anclaje y de fijación diferente. Algunas marcas de instrumentos de dibujo técnico que todavía venden tecnígrafos son Staedtler, Faber-Castell y Rotring.

Los tecnígrafos pueden estar graduados en milímetros o en pulgadas. Mientras que el transportador de ángulos irá graduado casi siempre en grados sexagesimales. Además la mayoría de ellos incorporan uno o varios botones para bloquear el mismo en la posición deseada y evitar movimientos accidentales cuando se traza sobre ellos.